Entrevista a Marta Madrenas, alcaldesa de Girona

«Es preciso emplear la tecnología a favor de la gente para mejorar la calidad de vida y facilitar las relaciones humanas, económicas, culturales o territoriales.»

02 Noviembre 2016

¿Por qué le ha parecido interesante acoger y apoyar el programa comerçlocal.cat en su ciudad?

Porque en los últimos años, las TIC se han convertido en los ejes vertebradores de nuestra acción de gobierno. Además, este programa trabaja en la misma dirección que otra de nuestras prioridades, la dinamización económica del territorio. Los comercios pueden pensar que, teniendo presencia física en el territorio, ya no necesitan ninguna web. Pero se equivocan. Con una web los pueden buscar o geolocalizar, conocer sus horarios, entender qué productos o servicios ofrecen. Solo este valor diferencial ya les aporta clientes y es una forma importante de ampliar su mercado. Utilizar el dominio .cat implica asimismo abrir una ventana de Cataluña al mundo digital y al mundo global.

El objetivo del programa comerçlocal.cat es dotar a los comerciantes de una web que mejore la presencia de su negocio en Internet. Existe el deseo de acercar a las personas las oportunidades que brinda la red. ¿Cree que nos hace falta una mayor humanización de la tecnología para llenar la brecha digital?

El hecho es que Internet ya nos afecta a todos y en todos los ámbitos. Muchas veces no somos conscientes de ello, pero muchas cosas de nuestro día a día ya nos vienen condicionadas por Internet. Por lo tanto, y a medida que esto vaya a más durante los años venideros, es importante enlazar los conceptos Internet y personas. Es preciso emplear la tecnología a favor de la gente para mejorar su calidad de vida y facilitar las relaciones humanas, económicas, culturales o territoriales; pero, en ningún caso, sustituirlas.

¿Cuáles son los principales retos a los que hará frente Girona en los próximos años para la plena incorporación de la sociedad de la información a la ciudad?

Por un lado, debemos convertirnos en una ciudad inteligente donde, como decía, la tecnología esté al servicio de las personas. Existe cada vez un número mayor de aplicaciones que, adaptadas al medio urbano y enfocadas al ciudadano, permiten mejorar el funcionamiento del día a día. Deberemos integrarlas de forma paulatina, sirviéndonos de distintos apoyos. Y también deberemos integrar las posibilidades que nos brindan las aplicaciones y las redes sociales para comunicarnos directamente con nuestros/as vecinos/as, saber qué les preocupa y qué necesitan, ofrecerles soluciones y ahondar en la relación entre el Ayuntamiento y los ciudadanos.

¿Qué medidas se proponen desde el Ayuntamiento para lograr nuevos objetivos en este sentido?

Uno de los elementos donde se abren mayores posibilidades es la participación ciudadana, ya que facilita la interacción con los vecinos de manera directa y ayuda a resolver temas de la ciudad. Nosotros ya lo hemos aplicado, por ejemplo, con el Pla Especial de la Devesa, el primer plan urbanístico plenamente participado. También elaborando presupuestos participados, donde cada barrio decide anualmente qué proyecto desea poner en marcha votando a través de Internet. La sede electrónica, que permitirá tramitar todos los documentos online, es otro de nuestros grandes proyectos en este ámbito. No obstante más allá de casos concretos, es preciso que desde la Administración, promocionemos el uso de las nuevas tecnologías, que las convirtamos en un elemento habitual en segmentos de la población menos acostumbrados a utilizarlas y que hagamos de dinamizadores y formadores, porque Internet y los dispositivos móviles están revolucionando nuestra vida y son también un motor económico que nos ofrece nuevas oportunidades de futuro, de investigación y de creación de puestos de trabajo.